Desde 2017 han sido robados cerca de 1,2 mil millones de dólares en criptomonedas

Con el aumento de la popularidad de las criptomonedas, especialmente del Bitcoin, cada vez más criminales han empezado a enfocar su atención en los activos digitales. Como resultado, desde el 2017 aproximadamente 1,2 mil millones de dólares en criptomonedas han sido robados, de acuerdo con un reporte del Anti-Phishing Work Group (APWG).

Ledger Nano S - The secure hardware wallet

- Publicidad -

APWG, coalición internacional que busca dar una respuesta al cibercrimen, informó que sólo 20% de los millones de dólares robados pudieron recuperarse. El fundador de la organización, Dave Jevans, añadió que las agencias de seguridad en todo el mundo tienen sus agendas llenas investigando este tipo de crímenes.

Jevans, quien también es el Director Ejecutivo de CipherTrace, empresa dedicada a la seguridad en el sector de las criptomonedas, aseguró en una entrevista realizada por Reuters, que “un problema que estamos viendo además de la actividad criminal, como el tráfico de drogas y lavado de dinero usando criptomonedas, es el robo de estos tokens por chicos malos”.

Con aproximadamente 1.500 tokens existentes y estos criminales al asecho, la protección de las monedas digitales se ha convertido en un tema de vital importancia para la comunidad apasionada por las criptomonedas.

Las investigaciones de actividades criminales son un punto clave en el área de la seguridad; sin embargo, para Jevans las recientes medidas tomadas por la Unión Europea atentan contra esto.

El Reglamento General de Protección de Datos (GDPR, por sus siglas en inglés), es la solución que la Unión Europea quiere dar a sus habitantes para la protección de información.

En un intento de proteger y regresar el control de la información personal a los ciudadanos europeos, el GDPR establece que el registro de la base de datos de Internet, que contiene los nombres, números de teléfono, direcciones y correos electrónicos de aquellos que registraban un dominio para alguna página web, ya no será público.

WHOIS, nombre de la base de datos que dejará de ser publica a partir del 25 de mayo, es una pieza fundamental para realizar las investigaciones de crímenes digitales, según Jevans.

“Al restringir el acceso a información crítica, la nueva ley obstaculizará significativamente las investigaciones del crimen cibernético, robo de criptomonedas, robo de identidad, ransomware, malware, fraude y jaqueo criptográfico”, añadió.

Para APWG, los registros de WHOIS son fundamentales al momento de realizar investigaciones que estén relacionadas con la recuperación de fondos robados y la identificación de los involucrados. Además, esta base de datos podía brindar información vital a las fuerzas policiales para arrestar y procesar criminales.

Jevans concluyó: “Lo que vamos a ver es que no solo el mercado europeo se vuelve oscuro para todos nosotros; entonces todos los chicos malos correrán a Europa porque actualmente puedes acceder al mundo desde Europa y ya no hay forma de que puedas obtener la data”.

Todo esto parece indicar que, si bien el GPRD está solucionando un problema, también está creando otro; o, al menos, entorpeciendo gravemente los esfuerzos para llegar a la solución del mismo.

Entonces, con el aumento de las actividades criminales con criptomonedas, específicamente del robo, ¿consideras que el GPRD debería reevaluarse para no entorpecer las investigaciones criminales? ¿o estas medidas son ciertamente las que Europa necesita en estos momentos? Déjanos saber tu opinión en los comentarios.

- PUBLICIDAD -

- PUBLICIDAD -

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

4 + doce =

Suscríbete a nuestro Boletín de Noticias
Regístrese aquí para recibir las últimas noticias y actualizaciones directamente en su bandeja de entrada.
Puedes darte de baja en cualquier momento

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More